abril 13, 2016 1

Tendencia

Por en General

Encuentro un folleto promocional de una facultad de Comunicación. Se basa en 27 historias de profesionales graduados en esa facultad. Me parece una buena idea comunicativa, aunque el número es extraño, poco redondo. Será mi tendencia natural al orden, que es más par que impar.

Hago recuento de los 27: cinco graduados en Periodismo, cinco en Publicidad y Relaciones Públicas, cinco en Comunicación Audiovisual, diez estudiantes de máster (Gestión de Empresas de Comunicación, Gestión Audiovisual, Comunicación Política y Corporativa, e Investigación en Comunicación) y dos doctorandos. Los propiamente periodistas digamos que suman el 18,5% del total de historias. Me parece poco. Será mi tendencia natural a pensar que en realidad no puede haber facultades de Comunicación y que el periodismo no tiene nada que ver con la publicidad ni con el cine o la ficción. Vamos, que habría que desglosar en tres las actuales facultades de Comunicación para devolver el periodismo a su corazón.

Pero sigo. Quiero saber quiénes son esos cinco periodistas seleccionados para representar a las decenas de graduados de la facultad durante más de cincuenta años. El pasado, el presente y tal vez el futuro de esa facultad, lo que se vislumbra. Para mi pasmo, sólo identifico a un reportero, y ni siquiera trabaja ya en un medio sino que dirige una productora. Los otros: uno trabaja en una gran empresa de comunicación y relaciones públicas española, otro en la Unión Ciclista Internacional, otro más en Airbus y el quinto en una universidad de América del Sur. Es decir, un 0% de las historias seleccionadas para ‘hablar’ de la facultad corresponde a periodistas en activo, a periodistas que trabajan como periodistas, en medios: diarios impresos o digitales, emisoras de radio, revistas de información, informativos de televisión… En este punto no encuentro palabras para expresar mi tendencia natural. Sólo me cabe consignar que este 0% es una tendencia triste y general.

Share

One Response a “Tendencia”

  1. Dani dice:

    Querido Javier,

    Lo primero, aprovecho esto de comentar para decir que disfruto mucho con casi todas ‘erreadas’.

    Lo segundo, que sí, que tristemente esta parece ser la tendencia: los reporteros, periodistas y gentes que se dedican PROFESIONALMENTE a entender y luego explicar el mundo (sea con palabras, gráficos, imágenes, sonidos o cualesquiera que sean las herramientas idóneas para desentrañarlo) son y somos una especie en absoluta amenaza y extinción. Creo que podemos ir fundando un patronato que nos proteja como a los koalas o los lemures. Y nos hagan un zoo y unas reservas bonitas con cajitas de arena, platitos de agua y cartones donde mear ordenadamente.

    Y lo tercero, yo hace tiempo que creo que hay algo errado en una formación que además de aprender destrezas para comunicar ahora más que nunca debería basarse en fundamentos que amueblen la cabeza: con arte, literatura, historia, economía y otro centenar de herramientas analógicas que más allá de destrezas comunicativas, forme periodistas que tengan un discurso, una capacidad de crítica y de análisis y de crear… en fin. No sé.

    Voy a editar unas fotos y unos textos, y voy a seguir con lo mío. 😉

    Abrazaco,

    Dani

Deja un comentario

Sitio web