julio 4, 2012 0

Vivir sin palabras

Por en General

Leo estos días ‘La civilización del espectáculo’, breve y enjundioso ensayito del Vargas Llosa más desbravado. Algunos ya lo han acusado de antigualla por referirse al pasado con añoranza cuando en realidad lo único que hace el Nobel peruano es llamar al pan pan y al vino vino.

Gloriosas las alusiones que propina a Cage, Hirst o Galliano, entre otros seudomitos culturales asociados a la caca paquidérmica. Serían desternillantes si no fuera porque el escenario resulta desolador. La civilización del espectáculo, la nuestra, dice Vargas Llosa, es aquella en la que el valor supremo es el entretenimiento y divertirse la «pasión universal». Con dramáticas consecuencias: «banalización de la cultura, generalización de la frivolidad y —lo que más me interesa aquí— periodismo irresponsable». La información es hoy un fenómeno regido también por el faro único del entretenimiento. Habría mucho que indagar aquí —y no en la puta tecnología— para encontrar alguna luz a la dichosa crisis de los diarios.

Viene hoy el periódico con una nota que llama mi atención: «Reporte Índigo va un paso por delante». Índigo, el diario digital mexicano nacido en 2006, ha hecho este año su transición al papel —algo que en 2006 ya hizo, por ejemplo, Clave en República Dominicana— y su gran aportación resultan ser unos puntos azules asociados a las imágenes que no son sino la versión actualizada de los códigos QR. Ésta es la experiencia multimedia que prometen: éste debe de ser el paso por delante que anuncia el periódico. Puro espectáculo. Ja.

Menos mal que El Roto no tiene reparo en manifestar su fobia profunda y anticíclica a internet y sus redes. «La red está en constante movimiento y uno no puede fijar su atención. La gente piensa que está informada, pero es lo contrario», protesta el genial Andrés Rábago. Que defiende el papel a marchamartillo: «El periódico es un documento, internet es manipulable y no deja rastro. Habría que ver qué intereses o a qué instancias responden los que dicen que el papel está acabado».

En fin, uniendo cabos y rizando el rizo, por esta imprevisible vereda nocturna, entre Índigo y El Roto, las noticias sobre un nuevo título de Joe Sacco y la ‘entrevistorieta’ de Liniers a Jorge Drexler en Babelia, que sólo sigue lo que ya venía haciendo en La Nación de Buenos Aires, uniendo todo esto, digo, me ha venido a la cabeza de nuevo Vargas Llosa. Es evidente que el periodismo en forma de viñetas está de moda. No es un fenómeno nuevo ni mucho menos: el ‘boom’ de las noticias dibujadas o del también llamado periodismo gráfico ha sido ampliamente glosado en salones como los del cómic de Barcelona o Bolonia. Art Spiegelman, el autor de ‘Maus’, ya desde el ataque al World Trade Center de Nueva York en 2001, y después autores como Joe Sacco, David Prudhomme, Peggy Adam, Zeina Abirached, Keiji Nakazawa, Joe Kubert, Emmanuel Guibert, Patrick Chappatte, Guy Delisle o la iraní Marjane Satrapi, entre otros, han contribuido al interés por un género narrativo muy propio de nuestro tiempo. Hasta revistas de culto ya citadas en este blog como XXI en Francia o Internazionale en Italia, radicalmente periodísticas, despliegan sí o sí en cada entrega reportajes visuales de largo formato.

Reconozco que esta novedad narrativa me fascinó al principio. Pensé que era una clara demostración del jugoso camino que todavía le queda por recorrer a la prensa de papel. Hablé a favor todo lo que sé y pude… Hoy ya no lo tengo tan claro. No miento si digo que me concentré al máximo para leer la ‘entrevistorieta’ de Liniers a Drexler el otro día. Pero tampoco miento si reconozco que no pude acabar: no se me quedó ni una sola frase, ni una reflexión, nada. ¿Qué dijo Drexler?

Diarios troceaditos y facilones, diarios escáner, diarios enriquecidos con artilugios y metalenguajes, diarios con entrevistorietas… Triste civilización del espectáculo ésta, la nuestra, que se empeña en no ver que al principio y al final sólo existía la palabra. Y que por ahí se sigue condenando a no entender y —lo que es peor— a entenderse.

Share

Tags: , , , , , , , ,

Deja un comentario

Sitio web